LA IGLESIA DE LA WEB
IglesiaDeLaWeb@yahoo.com

Amor al dinero

EL AMOR AL DINERO RAIZ DE TODOS LOS MALES”

 

No pongas tu confianza, en las riquezas injustas, y no digas tengo lo bastante para vivir, porque de nada te servirá eso al tiempo de la divina venganza, o de la muerte.

Ni andes diciendo ¡gran poder es el mío! ¿Quién podrá hacerme dar razón de mis acciones? Pues Dios de ti, tomara venganza.

Tampoco digas, yo peque ¿y que mal me ha sobrevenido por esto?

Porque el altísimo aunque paciente, y sufrido, da el pago merecido.

Del pecado perdonado no quieras estar sin temor, ni añadas, pecados a pecados.

No digas ¡OH la misericordia del señor es tan grande!, el me perdonara, mis muchos pechados no tardes de convertirte al Señor, ni lo dejes de un día para el otro, porque de repente sobrevendrá su ira, y en el día de venganza, acabara contigo.

No tengas ansias de adquirir riquezas injustas, porque de nada te aprovecharan, en el día de la oscuridad y la venganza.

1 Timoteo 6:19.Ciertamente es un gran tesoro la piedad, la cual se contenta con lo que tiene.

Porque nada hemos traído a este mundo y nada llevaremos, teniendo ropa y abrigo, comida y con que cubrirnos ya estemos contentos con  esto.

Porque los que pretenden enriquecerse, caen en tentación y lazo del diablo, y en muchos deseos inútiles, perniciosos que hunden a los hombres, en el abismo de la muerte, y de la perdición.

Porque la raíz de todos los males, es la AVARICIA, por la cual fueron arrastrados, algunos se desviaron de la fe, y se sujetan ellos mismos, a muchas penas y aflicciones.

Pero tú, varón de Dios, huye de estas cosas, y sigue en toda la justicia, la piedad, la caridad, la paciencia, la mansedumbre.

Pelea valerosamente por la fe, y valeroso arrebata y asegura bien, la vida eterna, para la cual fuiste llamado.

Yo te pido que cuides, lo mandado, conservándote sin macula, sin ofensa, hasta la venida, de nuestro Señor Jesucristo, venida que a su tiempo hará manifiesta, a su tiempo al bienaventurado, Rey de Reyes y Señor de Señores, el solo que es inmortal por esencia, y que habita en una luz inaccesible, a quien ninguno de los hombres, ha visto ni tampoco puede ver al cual sea la honra y el imperio sempiterno Amen.

A los ricos de este mundo, manda a que no sean altivos, ni pongan su confianza en las riquezas caducas, sino en Dios vivo que nos provee abundantemente para nuestro uso.

Exhórtalos a obrar bien, que se enriquezcan en buenas obras, a repartir liberalmente, comunicando sus bienes, atesorando buen fondo para lo venidero, a fin de alcanzar la vida verdadera.

Con toda tu alma teme al Señor, y reverencia a sus ministros, honra al que guarda tu alma, dale tu parte como te es mandado.

A si mismo alarga tu mano al pobre, y no te olvides de los enfermos, pues por tales medios, se afirma la caridad.

En todas tus acciones, acuérdate de tu Creador, y nunca jamás pecaras.    Amen.

Toda la meditación, ha sido encuadrada, en las Santas Escrituras.

 

                                             Beatriz M. de Raya.

 

 






Añadir comentario acerca de esta página:
Su nombre:
Su dirección de correo electrónico:
Su página web:
Su mensaje:

Este sitio web fue creado de forma gratuita con PaginaWebGratis.es. ¿Quieres también tu sitio web propio?
Registrarse gratis